Entradas

Imagen
EL OCTUBRE CATALÁN por Frank García-Hernández Por una razón extrañísima, la noticia del nacimiento de la República Catalana me sorprendió en un centro comercial de Varadero. Arriba de un aparato tragamonedas para atrapar juguetes, habían colocado un televisor gigante con la señal muda del canal TeleSur. En la pantalla se veía una calle de Barcelona donde la gente se concentraba con esteladas azules y rojas, se saludaban alegres, se besaban, se daban abrazos: había nacido una república, un hecho que, si se tiene en cuenta que todo empezó el día 1ro. y que ya hoy día 30 se ha disuelto el Parlament ,  podremos ver quizá mañana en la historia como el octubre catalán. Ha nacido una república en una nación que guarda un nexo fuerte con el bando libertario de la Guerra Civil. En Catalunya hay nombres inolvidables: desde el anarquista Durruti, pasando por el presidente de la Generalitat Lluís Companys -de quien Puigdemont debería aprender una lección de dignidad- hasta llegar
Imagen
UN SEÑOR MUY PEQUEÑO PARA UNAS ALAS ENORMES por Frank García-Hernández Hoy pudo ser un día de gloria en la historia catalana, pero Carles Puigdemont, el presidente de la Generalitat, es un cobarde. Lo que acaba de suceder en Catalunya no tiene más nombre que cobardía y traición al pueblo catalán, a los represaliados del 1ro. de octubre y a los que murieron en la Guerra Civil Española. Puigdemont ha renunciado a proclamar la independencia, a fundar la República de Catalunya, a enfrentar al rey y la constitución franquista de 1978. Puigdemont convoca a elecciones para después retractarse , pero eso no le basta a Madrid, que también al saber que es un cobarde no le importa y continúa Rajoy amenazándolo con el artículo 155 . Es que Madrid se comporta como lo que es: un gobierno con pretensiones imperiales y Puigdemont como lo que no dejará de ser, un político burgués leal a su clase que quiere desafiar, pero a la vez quedar en buen término con el sistema que ya no lo perdo
Imagen
Palabras de regreso por Frank García-Hernández Para cuando se hayan publicado estas palabras mi novia estará llegando a Santa Clara. Como se nos olvidó poner  la bufanda  en el equipaje de mano, ha viajado envuelta en una estelada roja -bandera catalana del independentismo marxista- y se habrá vuelto la pasajera más peculiar del ómnibus Habana-Yaguajay. Ella fue la que me dijo que escribiera esta entrada del blog porque los lectores merecen una explicación después de tanto silencio mío, aun más cuando saben de mi abierta simpatía con la causa soberana de los Països Cataláns . Que no es solidaridad, porque no creo que yo haya hecho nada tan grande como para poder decir que soy solidario con ellos. Que muchos antiguos lectores habrán dejado de buscar el blog: es muy posible, y que será difícil recuperar la cantidad de visitas logradas hasta el mes de junio, quizá, pero todo verdor renacerá -si está vivo y más si vivo se le quiere-, porque las ganas de escribir nunca desapar
Imagen
500 palabras sin título y una sola dedicatoria por Frank García-Hernández De noche, parado en la esquina de mi casa, que ya todo parece calmo, oigo la voz del amigo ausente. Es una grabación, hablaba en la radio sobre nosotros: los jóvenes. Yo me creía tranquilo, la ansiedad pasó, pero oírlo saliendo de una casa en mi vecindario, tan común, y tan raro a la vez, porque ¿quién habla así en la medianoche de Marianao? Ahora estoy escuchando a Sun Ra, y todo lo que quizá iba a escribir ya no lo hago: el jazz esparce estos pensamientos. Quizá Cortázar, como un ingenuo remedio, escuchó jazz cuando supo muerto a Allende. Pero late muy fuerte saber que no soy Cortázar, que el remedio es más que ingenuo, aunque calme algo, que a Fernando no lo mataron ni se suicidó, aunque esta última opción hubiera sido tan estoica como la vida del viejo, que no sería el único, porque ahí está Lafargue y Trotski y Che lo pensaron, pero algo se les adelantó. Late muy fuerte, mucho, Esther, la ami
Imagen
FERNANDO MARTÍNEZ HEREDIA: UNA DIGNIDAD SALUDABLE por Frank García-Hernández Creo que debo escribir, que debo escribir sobre Fernando Martínez, ahora que de tan mala manera me han dicho la noticia de su muerte. Debo escribir bien, muy bien, algo sobre el amigo Fernando, que no está, se fue para siempre, y ya levantar el teléfono para decirle cualquier cosa no es posible. Un viernes, después de mucha lluvia, cuando salía del Centro Martin Luther King, él mismo me dijo que lo habían operado. Yo lo había llamado a su casa para decirle que me caso en agosto y porque le mandaban desde Argentina una camiseta –eso que aquí en Cuba decimos pulóver- con la imagen de Fidel. Era una camiseta gris con el póster que supongo fue el primero de la revolución triunfante: el que aparece el Comandante y debajo su nombre y el letrero donde se lee 26 de julio . Le hice la broma que con el pulóver se podía librar conmigo del regalo de bodas. Entonces me dijo que no sabía nada de la boda.
Imagen
Francois Houtart: “Cambios de cultura, cambios de sociedad” Cada época genera sus urgencias críticas por Frank García-Hernández Ha fallecido en Quito el padre Francois Houtart. Tenía 92 años. Si se quiere una definición, podemos decir que Houtart era la avanzada en Europa de la Teología de Liberación latinoamericana. El hecho de haber estado junto a Camilo Torres en la universidad en Lovaina, Bélgica, mientras el sacerdote colombiano estudiaba sociología, no solo en el sentido físico del hecho de estar, sino también en la unión de las ideas, lo llevó en buena parte, junto a su fe en Cristo, a resignificarse el mundo y saber que la tierra está hecha para los seres humanos, no para las riquezas de unos pocos seres humanos. Cuando Camilo Torres debía dormir cada noche en una casa distinta para evitar que la oligarquía colombiana lo asesinase, él fue a buscarlo a pedirle que se exiliara, que salvase la vida para continuar la lucha, pero Camilo se negó. Años más t
Imagen
INFANTILISMO Y SENELIDAD DE CIERTAS IZQUIERDAS o DERECHA CON LUZ ROJA   Revolución es lucidez Alfredo Guevara por Frank García-Hernández Ser de izquierdas, marxista y luchar por la unidad dentro del movimiento revolucionario mundial, no implica aceptar toda postura que dentro de este suceda, e incluso es muy válido deslindarse de ciertos hechos y declaraciones, previo análisis público y objetivo. En los muros de La Bastilla algún hispanoparlante ha escrito lo siguiente: Le Pen, Macron, el mismo patrón. Los trotskistas franceses organizados en la Corriente Comunista Revolucionaria, miembros del Nuevo Partido Anticapitalista y con Philippe Poutou a la cabeza, han llamado a abstenerse. De la misma manera que se confundió en la Alemania de los años treinta del pasado siglo a Hitler con Pappen y Noske –los socialdemócratas por su parte confundían a Hitler con el comunista Thälmann y el monarquista Pappen- , se confunde hoy en Francia a la máxima expresión de